Vender, comprar o alquilar en 2021

Hemos comido las uvas, hemos atravesado la barrera psicológica y social del cambio del año y ahora nos vemos inmersos en la realidad y en la toma de decisiones. ¿Y ahora qué? ¿Qué pasará si necesito vender, comprar o alquilar una vivienda durante el año que tenemos por delante?

No me gusta hablar de previsiones. Nadie tiene una bola de cristal para saber lo que va a pasar en el próximo año, ni en el sector inmobiliario ni en ninguno, imagínate…ninguna de las previsiones se cumplieron en el 2020 y nadie esperaba la situación que hemos vivido, pero… ¿según va la tendencia, podemos analizar lo que va a ocurrir?

Creo que esta crisis nos ha servido, sobretodo, para mirarnos hacia dentro. Hemos pasado días encerrados en nuestra casa, con la familia más cercana o solos, y esto nos ha servido para tener mucho más claro que es lo que queremos y lo que no. Además, una falsa sensación de ahorro que hemos tenido todos, nos ha servido para, según abrieron las puertas del confinamiento, salir a gastar y, en muchas ocasiones, tomar decisiones rápidas sobre cambios de casa o reformas de las mismas.

¿Qué ocurrirá con la venta?

Bajo mi opinión, todavía quedan muchas propiedades por salir a la venta. Ocasionalmente, irán saliendo viviendas en venta procedencia de herencias o de personas que necesiten liquidez, bien por sus negocios o bien por su situación económica y/o laboral. Habrá un aumento de la oferta que, como en cualquier mercado, se traducirá en mayor competencia y un ajuste de precios (repito, ocasional) si se desea vender una propiedad. Por lo tanto, si tienes que vender un piso o casa durante el 2021, cuenta sobretodo con que tocará, debido al aumento de oferta, ajustar un poquito tus expectativas y, sobretodo, negociar más cuando un comprador realice una oferta sobre tu propiedad.

Creo que, más que nunca, se necesitará la ayuda de un profesional para la venta. Sobretodo porque los bancos van a complicar mucho las compras si las garantías no están claras a todos los niveles (m2 registrados, herencias, etc)

¿Qué ocurrirá con la compra durante 2021?

Aquí hay varios factores. Primero, el precio de las hipotecas que, según todo apunta, seguirá bajando. En el sector financiero, debido a la Ley Hipotecaria que, entre otras cosas, obliga a que los bancos paguen los gastos de los préstamos hipotecarios, sumado a los bajos intereses, preveo que las entidades querrán asumir menos riesgos y sólo concederán préstamos por importes altos, a buenos perfiles y con todos los aspectos de la garantía bien cubiertos (en cuanto pueda surgir cualquier problema registral, no querrán hipotecar)

Habrá un aumento de la demanda en perfiles inversores buscando oportunidades de compra y queriendo meter su dinero en un valor seguro, como es el ladrillo en vez de otras inversiones más arriesgadas.

Habrá un aumento de la demanda en busca de calidad de vida, buscando, como se viene diciendo, carencias que tenían en sus anteriores propiedades. Con el aumento del teletrabajo, pienso que también aumentará la demanda que busca tener más habitaciones o viviendas con más zonas comunes, terrazas o casas en la periferia.

Descenderá la demanda en gente joven que, unido al siguiente punto que vamos a analizar, decida seguir en alquiler porque tenga mayor problemas con el ahorro.

¿Qué ocurrirá con el alquiler en 2021?

Opino que este año marcará un punto de inflexión en la tendencia anterior. Alquileres que subían sin control. Dificultad para encontrar alquiler si no se contaba con un perfil extraordinario… No sé si finalmente la Ley de Vivienda que planea el gobierno aprobar en 2021, al final obligará a la regulación de precios (cosa que, realmente, me parecería un gravísimo error que solo conseguiría aumentar el “dinero negro” en este mercado) lo que sí creo es que los precios van a sufrir un descenso en este año obligados por el mercado.

En Salamanca (una ciudad que depende tanto del curso universitario), el alquiler seguirá descendiendo en la primera mitad del año y, con el nuevo curso, volverá a subir pero no a los precios que estábamos acostumbrados hasta ahora. Más pisos que estaban orientados al alquiler de estudiantes saldrán al mercado como alquiler de larga duración y eso seguirá influyendo en la estabilización de precios. Lo mismo seguirá ocurriendo con el alquiler vacacional que mucha gente sacó al mercado de larga duración pensando que sería por un plazo breve de tiempo pero durante este año no preveo que, por mucho que cambien las cosas, vuelva la demanda de este tipo de alquiler a momentos anteriores al covid.

En cuanto a impagos o desahucios, opino que es el momento en el que más cuidado hay que tener a la hora de decidirse por un inquilino, ya que, el fin de los ERTES y el cierre de empresas podrá traer problemas en ese sentido no deseados por nadie. Creo que lo mejor en este sentido es intentar llegar a acuerdos inquilino-propietario para conseguir que sea lo menos problemático para todos.

¿Qué opinas?

¿Qué esperas tu del mercado inmobiliario en el 2021 en Salamanca? ¿Crees que puedo tener razón con mis predicciones o crees que las cosas serán diferentes? Me encantaría saber tu opinión.

Recuerda que nos vemos en las redes sociales. Me puedes encontrar activamente en instagram @manuarias_realtor , Facebook (Arias Martín Inmobiliaria o Manu Arias Realtor) , Linkedin y, como siempre, te dejo enlace a nuestra web inmobiliaria en Salamanca por si estás buscando alguna propiedad para invertir, cambiar de casa o alquilar.

Comparte

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable El titular del sitio.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios  .
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad